lunes, 15 de abril de 2013

LA BENDICIÓN, DE NANCY MITFORD

Título: La bendición
Título original: The blessing
Autora: Nancy Mitford
Nº de páginas: 317
Editorial: Libros del Asteroide
Publicación: 2008 / Original: 1951

SINOPSIS:


Cuando Grace, acompañada de su hijo Sigi, consiguen por fin instalarse en Francia con su ilustre marido, Charles-Edouard,  tras años separados por la guerra,  no sólo su niñera tiene dificultades para adaptarse a las costumbres del nuevo país. Grace pierde pie ante las elegantísimas mujeres francesas, y se ve sorprendida por un mundo de cotilleos, amantes y complicados affaires. Pero las sorpresas no acabarán ahí, más tarde descubrirá que su marido tiene tendencia a perseguir a cuanta mujer atractiva se cruza en su camino. Todo le hace pensar que su matrimonio está a punto de terminar y que seguramente sea el momento de volver a Inglaterra; será entonces cuando la «bendición», el pequeño Sigi, uno de los personajes más logrados de la autora, tome cartas en el asunto.

Cuando Inés propuso el mes del chick lit me puse a buscar en internet, ya que quería saber cuál era el origen y quién acuñó el término. Reconozco que he terminado en la Wikipedia, y lo único que me ha quedado claro es que nació en Inglaterra, más que nada, por las autoras representantes del género. Allí ponen como precursora del género a Nancy Mitford, y yo he querido aventurarme con una de sus obras.

No sé si la elección ha sido la adecuada, según parece, la obra que la llevó al éxito fue A la caza del amor; pero éste es el que he encontrado en la biblioteca. Mi duda se debe, básicamente, a que no he terminado de leer el libro. En un principio te divierte la sátira o parodia de la sociedad de la época, pero llega un momento en que se hace un poco pesado, por lo menos para mi lo fue.

El libro se divide en dos partes: la primera con 15 capítulos y la segunda con 12. Conseguí leer la primera, incluso me aventuré un poco en la segunda, pero no me llevaba a ningún lado, así que lo dejé. Eso sí, después de leídas más de 200 páginas, quería saber cómo terminaba, y me fui al último capítulo. Desconozco si la información que se da allí es la primera vez que aparece, quiero pensar que sí, y es una forma de cerrar el libro dándole un papel importante a Sigi, el hijo de los protagonistas, que, más que una bendición yo diría que termina siendo una maldición.

Una de las cosas que me ha llamado la atención es que Grace, la protagonista, perfectamente podría ser un personaje secundario. No es que no tenga personalidad, ya que finalmente termina tomando una decisión importante en su vida, sino que se diría que es un personaje invisible. Ahí sí ha conseguido la autora reflejar a la mujer de la época ya que, mientras ella sería feliz en la intimidad de su hogar, se ve obligada a asistir a fiestas en compañía de su marido, para cultivar las relaciones sociales. El problema es que, su esposo también aprovecha para mantener relaciones esporádicas con otras mujeres. En un principio es ajena a esta situación, pero, cuando comienzan las dudas, se deja convencer por su marido que le asegura que es lo más normal del mundo.

Incluso la niñera tendrá más capacidad de decisión que ella, y tendrá que lidiar para evitar problemas entre su marido y Nanny. Además, la familia francesa de Charles-Edouard, aprovechará para ponerla en evidencia por su condición de joven  inglesa que es incapaz de adaptarse a la aristocracia francesa.

Lo único que la salva es la compañía de su hijo, Sigi, supuestamente el personaje más logrado. Pero no será hasta el último capítulo cuando conozcamos su verdaderas intenciones, el problema es que yo me había cansado mucho antes de llegar.

El libro es una sátira de la sociedad de la época, así que no voy a terminar sin una muestra, en este caso, sobre las bombas atómicas.

- Bueno, Heck, se están tomando bastantes medidas. En primer lugar, las autoridades han publicado un pequeño folleto muy explicativo titulado "La bomba y tú", diseñado especialmente para que la bomba entre en todos los hogares y se convierta en algo un poco más familiar. Eso debería servir para calmar y tranquilizar a la población en caso de ataque...
... Tener siempre a mano una sábana blanca por ejemplo, ya que el color blanco es el que mejor protege de los rayos gamma...
... No se puede dejar de subrayar la enorme importancia del reposo, y también se deberían aumentar los contenidos proteínicos de la dieta (no sería mala idea tomarse un vaso de leche en cuanto explote la bomba). Y si te sientes raro, si tienes algún síntoma extraño, lo mejor es que llames al doctor inmediatamente...

Así que después de esto, no sé si realmente es un antecedente del chick lit y si se podría incluir dentro del mes temático. Tú me dices, Inés.

29 comentarios:

  1. Me encanta Nancy Mitford y este libro lo tengo entre mis pendientes.
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya ves que a mi no me terminó de convencer, tal vez los otros sean mejores.

      Eliminar
  2. No lo conocía y creo que me gustaría, lo tendré en cuenta por si me cruzo con el.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un libro antiguo, aunque se reeditó en 2008. Yo lo he conseguido en la biblioteca.

      Eliminar
  3. No había escuchado hablar sobre este libro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se puede decir que estaba en el baúl de los recuerdos.

      Eliminar
  4. No conocía ni a la autora ni el libro pero creo que no me voy a animar con él
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No todos pueden ser buenos descubrimientos.

      Eliminar
  5. Hombre, si ni siquiera has logrado acabarlo no creo que me anime con él...
    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que se me hizo un poco pesado.

      Eliminar
  6. Vaya, pues siento que no te haya gustado tanto. Yo este no lo tengo en el punto de mira, pero sí que quería leer A la caza del amor de esta autora, que he leído reseñas muy positivas y me apetece probar.
    En fin, espero que la próxima lectura sea mejor!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te animas con el otro libro, me encantará leer tu reseña, a ver qué opinión tienes.

      Eliminar
  7. Uf Uf descartado desde ya xD No lo conocía pero ya sólo con lo que cuentas del marido y de la poca importancia de ella... En fin, soy de las que me pongo de los nervios con esas situaciones :P
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te indignes, afortunadamente esos tiempos han pasado... o no.

      Eliminar
  8. Uys, pues no me llama... Viendo que ni has conseguido terminarlo...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  9. Pues no se que decirte, la sátira sí... el chick lit no me llama... y me quedo con la duda.
    Echaré un ojo a la web de la editorial (me encanta Asteroide)
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te gusta la editorial, hay varios libros de la autora. Yo diría que es sátira, sólo que se considera un antecedente del chick lit.

      Eliminar
    2. Me recomiendas alguno en particular para empezar con la autora? que sea sátira ya te digo que me atrae
      Besos

      Eliminar
    3. Según parece, su mejor novela es A la caza del amor, pero yo apostaría por Trifulca a la vista. Por lo visto la misma autora la prohibió por desavenencias con su hermana (todas eran "especiales") y no ha sido hasta 75 años después que los herederos han autorizado su reedición.
      En Libros del Asteroide tienes más información y puedes leer los primeros capítulos.

      http://www.librosdelasteroide.com/-trifulca-a-la-vista

      Eliminar
  10. No conocía este libro y por lo que has contado me ha llamado la atención. Es una pena que te haya resultado tan pesado como para no poder continuar.
    Besitos, guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me dirás si te animas a hacerte con él.

      Eliminar
  11. Qué lástima que no has podido terminarlo!! No me queda en claro si la sátira que se realiza, cuando dices a la sociedad de la época es a la década del 50. De ser así, es un libro que me queda haciendo ruido porque ese período me encanta. Por otro lado, la sinopsis parece buena, una pena que se te haya hecho pesado habiendo llegado a más de la mitad. Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Andrea, yo diría que se refiere más a la década de los 40. El fragmento que he puesto de las bombas hace referencia a la 2ª Guerra Mundial, pero el libro se publicó en 1951.

      Eliminar
    2. Por eso tenía la duda, la época de la posguerra es después de 1945 en adelante donde surgen los estereotipos sociales que están en boga en los 50. Me interesa mucho. Gracias por responder!

      Eliminar
  12. Por lo que se ve en tu reseña no vale la pena, asi que con todos los que tengo acumulados, voy a pasar.
    Un beso, Candy.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, a veces es un alivio descartar libros cuando tienes otros pendientes de leer.

      Eliminar
  13. No lo conocía pero por lo que cuentas lo descarto directamente. Espero que las próximas lecturas sean más fructíferas.
    Besitos

    ResponderEliminar